“Las aves de El Pardo son fáciles de ver pero difíciles de fotografiar”, Antonio Cavadas Sanz, fotógrafo

Hasta el 28 de febrero podemos ver en el Centro Sociocultural Alfonso XII de El Pardo la exposición de fotografía  ‘Alas y garras. Rapaces ibéricas’. La muestra reúne 30 instantáneas que, aunque no se han captado en nuestro monte, muestran la belleza de especies que en él habitan, como el águila imperial o el buitre negro y leonado.

 ¿Qué vemos en la exposición que ha traído a El Pardo? Es una exposición de aves rapaces. Vemos un conjunto de aves que habitan en la Península Ibérica. Me gustan mucho y tengo muchas fotos, me apetece que la gente las vea.

– ¿Por qué ha elegido El Pardo para exponer? Vivo en Fuencarral y he venido mucho, he andado, he hecho fotos, me apetecía que estuviera aquí.

– Vemos 30 fotografías de 16 especies, ¿alguna está hecha en nuestro monte? De las que he traído, no. Hay especies expuestas que habitan en El Pardo, pero no he podido hacer fotos aquí. Es muy complicado. El Pardo es fácil de ver pero difícil de fotografiar.

– ¿Por qué? Este tipo de fotografías requieren intimidad y estas rapaces habitan en lugares donde no hay acceso.

            

– ¿Es fotógrafo profesional o aficionado? Aficionado, yo soy profesor. La afición me viene porque desde pequeño he ido a un pueblo de Segovia y he estado en contacto con la naturaleza.

– ¿Por qué fotografía aves? ¿Es lo único que capta con su cámara? Las aves rapaces son lo que más me atrae. Me llama la atención la mirada de este tipo de aves, la bravura… No obstante, también he fotografiado mamíferos, insectos… 

– ¿Es difícil fotografiar un ave rapaz? No es fácil. Los bichos al que más miedo tienen es al hombre. Lo primero que hay que hacer es conocer la especie que vas a fotografiar; dónde se mueve, qué sitios frecuenta… Hay que tener un buen equipo fotográfico y estar muy bien escondido. Yo estudio mucho el terreno y los lugares donde me voy a esconder.

– ¿Cuánto puede tardar en captar lo que quiere? Ahora, con las digitales, se ve enseguida. Mínimo puedo estar escondido cinco o seis horas.

– De las especies que ha fotografiado y hay en esta exposición, ¿cuáles son las que habitan en el Monte de El Pardo? El águila imperial, que es la joya del monte pardeño, el buitre negro y leonado, el ratonero, el mochuelo y el milano negro y el real.

– ¿Qué le parece El Pardo como fotógrafo? ¿Qué fotografiaría de aquí? A mí me gusta mucho la zona de Mingorrubio, la vereda del río, los encinares… He realizado varias fotografías de paisajes.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies